¿Drogas o productos para el hogar?

Los inhalantes son sustancias volátiles que producen vapores químicos, que al ser inhalados afectan el funcionamiento del cerebro. Aunque hay drogas que  se pueden inhalar, los llamados inhalantes, son aquellos que siempre, o casi siempre son usadas por esta ruta de inhalación.

Estas sustancias se encuentran comúnmente en productos que utilizamos para el hogar o el trabajo y como no las consideramos peligrosas para nuestra familia o para nosotros las dejamos al alcance de todos, es una de las razones por la cual la mayoría de las personas que utilizan los inhalantes como sustancia adictiva son los niños, adolescentes y jóvenes, porque los tienen a la mano, puedes adquirirlos fácilmente y son baratos.

Se clasifican de la siguiente manera:

  1. Disolventes volátiles: líquidos que se vaporizan a temperatura ambiente ( ejemplo: disolventes de pinturas, gasolina, aguarras, líquido para encendedores, pegamentos, quitagrasas, líquidos para lavar en seco, removedores de pintura)
  2. Aerosoles: contienen propulsores y disolventes (ejemplos: productos para el cabello, desodorantes, protectores de telas, limpiador para la computadora, pinturas en spray).
  3. Gases: tanto anestésicos de uso médico como productos domésticos (ejemplo: ócido nitroso, cloroformo, éter, gas butano, halotano, refrigerantes).
  4. Nitritos: intensificadores del placer sexual (ejemplo: nitrito ciclohexílico, butílico, amílico, llamados comúnmente reventadores o poppers).

inhalantes

Los efectos son parecidos a los del alcohol, mareos, pérdida de equilibrio, somnolencia, disminución de los reflejos, euforia, trastorno de lenguaje, visión borrosa, retraso psicomotor, temblores, debilidad muscular, desinhibición, alteración de la memoria, falta de concentración, insomnio, estupor o coma. Además de cambios psicológicos como violencia, apatía, deterioro del juicio, estados de depresión, psicosis, alucinaciones, ansiedad, demencia, deterioro de las actividades escolar, social y/o laboral. En lo orgánico trastornos renales o hepáticos, arritmias, problemas respiratorios, anorexia, vómitos, náuseas, conjuntivitis crónica, problemas cardiacos, pérdida de audición, espasmos en las piernas y brazos, daño cerebral, daño de la medula ósea.

Algo que también distingue a quien ha consumido inhalantes, además de los efectos mencionados, es el olor que se impregna en la ropa.

El tratamiento consiste en acudir a rehabilitación, un especialista en adicciones es la persona más adecuada para tratar el problema. Sin embargo, es muy importan el apoyo de la familia y/o amigos,  y tener un cuidado con respecto al dónde guardar los productos que pueden usar como inhalantes algún miembro de la familia.

Si tienen alguna duda, sugerencia o comentario pueden escribirlo en esta página o al correo dalila.ruaro@gmail.com

Les agradezco por leer el tema de las Adicciones y visitar la página de Psicólogos del Estado de México.

Anuncios

Comenta y exprésate, tu opinión es importante:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s